Los trabajadores desplazados por la nueva Área de Celia Mayer, protestan

0


Fachada del edificio de la Agencia para el Empleo de Madrid en la Ronda de Toledo 10.

Los trabajadores de la Agencia para el Empleo del Ayuntamiento de Madrid que hasta ahora acudían a diario a la sede de la Ronda de Toledo número 10 se van a concentrar hoy a las 12.00 horas a las puertas del edificio para protestar por su traslado «forzoso». Un total de 48 personas están siendo reubicadas en otras dependencias para dejar espacio en este inmueble al área creada ad hoc para la ex delegada de Cultura Celia Mayer, que pasará a ocuparse de las Políticas de Género y Diversidad del Gobierno de Manuela Carmena.

En el comité de empresa del organismo municipal denuncian que el «desalojo» se está produciendo «a toda prisa», que se están «buscando huecos a marchas forzadas» y que a los afectados se les informa de la nueva localización de sus puestos de trabajo «de un día para otro».Por eso, han decidido pasar de la denuncia pública a las acciones de protesta.

«Nuestra preocupación no es sólo por el atropello a los derechos de los trabajadores, que no vamos a consentir, sino porque nos producen una profunda desconfianza las intenciones que se esconden tras esta decisión», señalan los representantes sindicales en un comunicado. «La delegada del Equidad, Derechos Sociales y Empleo [Marta Higueras] y la gerente de la Agencia para el Empleo [Belén García] demuestran un lamentable desprecio y desinterés hacia las personas desempleadas que se atienden aquí, pertenecientes en su mayoría a los colectivos más desfavorecidos de la sociedad, muchos en riesgo de exclusión», aseguran.

Además, en el comité de empresa temen que «se esté procediendo a una desamortización» de las sedes del organismo para dedicarlas a otros fines que «no sean de tanto interés y necesidad». Asimismo, consideran que este movimiento de personal «deja patente la falta de criterio a la hora de tomar decisiones y la improvisación y la gestión a golpe de ocurrencia, sin reparar en las consecuencias que se pueden derivar».

En el Ayuntamiento aseguran que no van a desaparecer aulas de formación de los edificios en los que están siendo recolocados los trabajadores de la agencia, que no hay problemas de espacio y que el traslado no paralizará la actividad.

MARTA BELVER



Ver noticia original